Mazo de descartes

Tiempo de almendros en flor en la Quinta de los Molinos

| 0 Comentarios

QUINTA43b

¡Ya ha llegado el mes de marzo! Madrid comienza poco a poco a oler a primavera. Uno de los primeros lugares de la capital en engalanarse con el traje primaveral es el parque de la Quinta de los Molinos.

Este parque público situado en la calle de Alcalá (metro Suanzes) tuvo su origen en una antigua finca de recreo y explotación agrícola. Hoy en día es un remanso de paz alejado del ruido de la ciudad además de una zona de ocio donde se puede pasear, hacer deporte, leer, etc.

Aunque el lugar es un bonito refugio durante cualquier época del año, es a comienzos de la primavera cuando alcanza su máximo esplendor. La Quinta se corona en belleza gracias a los cientos de almendros que pueblan el espacio. Almendros de una gran variedad de especies que entre finales de febrero y comienzos de marzo florecen, proporcionando a los visitantes un espectáculo de grandeza y elegancia en el corazón de Madrid.

El parque está dividido en dos secciones: la parte Sur dedicada al bosque mediterráneo y la parte Norte con un estilo más romántico donde se podrán admirar algunos monumentos y pequeños estanques con sus fuentes.

 

 

Las flores del almendro, dignas de la diosa Afrodita, hace las delicias de los cientos de fotógrafos que se desplazan al lugar para retratar sus diversas formas y gama de colores que van entre el blanco y el rosado.

Mientras paseas debajo de los almendros, los pétalos caen y vuelan alrededor por efecto del viento o de algún pájaro que se disputa la comida. Se escuchan a las cotorras (las reinas del parque), las urracas y los mirlos escondidos entre las ramas. De pronto un débil toc toc de un pico picapinos camuflado entre la foresta sorprende al visitante y compite con la algarabía del momento.

No solo de almendros se viste el parque pues una gran variedad de árboles y arbustos habitan en él: diferentes clases de pinos, piceas, eucaliptos, mimosas, cipreses además de una pequeña rosaleda que rodea a un estanque en la zona romántica.

Pero basta ya de palabras. Solo la vista os podrá convencer de todo lo que aquí se cuenta, así que os dejo con una muestra del esplendor que luce la Quinta de los Molinos.

 

 

 

Yo os recomiendo, queridos lectores, que no os lo penséis más y vayáis a pasear y disfrutar de este parque no tan famoso como otros y quizás un poco escondido de la gran masa turista. Valdrá mucho la pena, os lo puedo asegurar.

Enlace de interés: http://www.madrid.es/portales/munimadrid/es/Inicio/Instalaciones/Parque-Quinta-de-los-Molinos?

Autor: Morgana

Crea magia con tus propias manos porque como un sabio dijo un día "la vida es sueño y los sueños, sueños son."

Deja un comentario

Campos requeridos marcados con *.


A %d blogueros les gusta esto: